domingo, 21 de septiembre de 2008

Gobierno se alista para tomar el camino de la austeridad


Carrizález dijo que se recortarán los gastos presupuestarios superfluos


El Gobierno asumió como un hecho que el gasto público llegó al límite, lo que obliga a definir elpresupuesto nacional del próximo año bajo la línea de la austeridad, tal como aseveró ayer el vicepresidente de la República, Ramón Carrizález.

En la reunión de la Comisión Central de Planificación, el funcionario aseguró que desde ya trabajan en eliminar los egresos que poco beneficios traen, en el marco de la determinación de las cuentas presupuestarias que regirán para 2009.

De los pocos detalles que ofreció, Carrizález habló de los viáticos y de los gastos en publicidad oficial como unas de las partidas que serán reducidas en el corto plazo.

"Se va una cantidad de dinero en estas actividades, que no generan beneficios", indicó.

Ya el presidente Hugo Chávez había adelantado el miércoles que resulta necesario "buscar la mayor eficiencia en el uso de los recursos, no gastar nada que no se deba gastar".

El coletazo de la crisis El mandatario nacional destacó que la razón de un gobierno con una cuenta austera se justifica por la crisis económica actual a escala mundial, que ya ha arrastrado a varios bancos estadounidenses.

"Tenemos que tomar todas las medidas para que no nos vaya a afectar (la crisis) y una de ellas, ahorrar (...), gastar lo necesario. No se trata de frenar ningún proyecto, no, repito, adelantar los proyectos pero gastando sólo lo necesario", explicó Chávez.

Desde mayo de este año el Gobierno nacional ha impulsado una campaña para reducir el nivel de gastos, aunque en primera instancia estuvo centrado en la necesidad de propiciar el ahorro de la población, como un mecanismo para cambiar el esquema consumista típico de los tiempos de vacas gordas y así tomar con mayor facilidad la vía del socialismo.

Pero varias situaciones se han presentado en el camino. El capítulo de la crisis mundial apenas comienza y, ante ello, la expectativa de una reducción de los precios del petróleo, principal fuente de ingresos para el país, cobra fuerza.

El martes ya el barril de crudo de la cesta venezolana mostraba una caída a 88,75 dólares, lo que enciende la alarma sobre un mercado petrolero que puede deprimirse en el futuro.

Algunos analistas indicaron esta semana que con unos precios petroleros entre 70 y 80 dólares por barril la economía venezolana puede temblar.

Egresos históricos Con el elevado nivel de gasto público que registra Venezuela, que ya supera el histórico nivel de los 170 millardos de bolívares fuertes, un precio más bajo del hidrocarburo resulta insostenible, según indicaron analistas económicos.

De allí que la idea del "consumo necesario" que esbozara Chávez hace cuatro meses se expanda hacia el Gobierno y, ya no como una forma de alcanzar el ideal socialista, sino como una vía de supervivencia financiera para el Estado.

Las primeras señales de la inminente austeridad llegaron cuando el mandatario criticó la abultada nómina del Estado.

Al respecto, el ex directivo del Banco Central de Venezuela, Domingo Maza Zavala, advirtió que al menos 60% de las 2.064.027 personas que laboran en el sector gubernamental está de más, lo que genera presión sobre el gasto público.

Suhelis Tejero Puntes
EL UNIVERSAL

http://www.eluniversal.com/2008/09/19/eco_art_gobierno-se-alista-p_1053964.shtml


Sanciones de EEUU a Rodríguez Chacín afectan a venezolanos

La banca nacional tendrá que ejercer controles para no ser amonestada


Las sanciones al ex ministro de Relaciones Interiores Ramón Rodríguez Chacín, y los jefes de los servicios de inteligencia venezolanos por parte de Estados Unidos, terminan por afectar a todos los venezolanos que mantengan y busquen establecer negocios en ese país.

Así lo explica el abogado Alejandro Rebolledo, experto en materia de legitimación de capitales, y editor del portal antilavadodedinero.com, quien afirma que Washington "ahora buscará ejercer mayor fiscalización sobre el dinero procedente de Venezuela porque es un país amenazado por narcotráfico, y las inversiones pueden estar enlazadas con la "Lista de Narcotraficantes Especialmente Designados" (SDNTK).

Junto con Rodríguez Chacín, Hugo Armando Carvajal Barrios -Dirección General de Inteligencia Militar (DGIN)- y, Henry de Jesús Rangel (Dirección de los Servicios de Información y Prevención (Disip), fueron agregados a la SDNTK.

La tensión aumentó el martes cuando el presidente estadounidense, George W. Bush, acusó a Venezuela, Bolivia y Myanmar en su informe anual antidrogas de haber "fallado manifiestamente" en la lucha contra el narcotráfico en 2007.

En todo caso, el Departamento del Tesoro, a través de la Oficina para el Control de Activos Extranjeros (OFAC) aseguró que estos tres venezolanos mantienen conexiones con el narcotráfico, y asiste a la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

La oficina incorporó en 2004 en su lista a los guerrilleros de las FARC Iván Márquez, Rodrigo Londoño, alias Timochenko, Noé Suárez Rojas, alias Grannobles, y en 2006 a Rodrigo Granda por negocios con drogas.

El hecho no reside en que haya venezolanos y empresas sancionados por la OFAC; la lista incluye a más de 186 nacionales. Lo relevante es que dos jefes de la inteligencia, ligados al gobierno del presidente Hugo Chávez, y su propio ex ministro del Interior figuren como principales sindicados.

El portavoz del Tesoro estadounidense Andrew Desouza dijo a este diario que las investigaciones a los tres venezolanos se llevaron a cabo desde hace varios meses y contaron con el apoyo de diversas fuentes, entre ellas centrales de inteligencia.

Alerta monetaria Rebolledo, quien es editor de la revista Legalmente hablando, agrega que los "incluidos" puede que no tengan bienes a su nombre en EEUU, pero sus testaferros y todas las redes de colaboración (bancos, agentes aduaneros, contadores, socios) pueden ser penalizados.

Las sanciones están amparadas bajo los principios de la Ley Kingpin de 1999, la cual busca reducir el poder de los traficantes de drogas extranjeros y al terrorismo, que se nutre de ellos.

Ingresar a la lista representa que las personas y empresas se exponen a las sanciones impuestas bajo la sección quinta de la Ley, la cual ordena el embargo de los bienes y cuentas bancarias de los implicados, prohibiéndole a los ciudadanos e instituciones de EEUU realizar transacciones con los acusados. Asimismo no podrán entrar a territorio estadounidense.

Cerrando puertas Existe una posibilidad. Que los altos funcionarios, al no poder relacionarse financieramente en EEUU, busquen apoyo en otros bancos latinoamericanos e incluso venezolanos, pero sobre este punto la OFAC ha tomado acciones para actuar.

Venezuela cuenta con 60 bancos, 50 son privados y 10 pertenecen al Estado, según la Superintendencia de Bancos y Otras Instituciones Financieras.

Rebolledocomenta que muchas casas de bolsa, incluyendo entidades bancarias venezolanas, cuentan con una 'banca corresponsal' en EEUU, la cual realiza sus operaciones, por lo que el gobierno estadounidense les exige actualizar la lista de la OFAC, "para no apoyar a los narcotraficantes designados".

"La situación se agrava sólo con la inclusión -agrega el experto-, porque si EEUU identifica que alguno de sus bancos está negociando o sirviendo a una de estas personas, el Tesoro puede sancionar a esas instituciones, debilitándolas y, de inmediato, se afectaría al sistema financiero de Venezuela. Así que los bancos tomarán medidas".

La OFAC busca un aislamiento, y en tiempos de globalización el asunto no costará mucho.

Frank López Ballesteros
EL UNIVERSAL

http://www.eluniversal.com/2008/09/21/pol_art_sanciones-de-eeuu-a_1051873.shtml



Entrevista // José Miguel Vivanco, director para las américas de Human Rights Watch

"Venezuela no es modelo para nadie"

"El golpe del 11 de abril de 2002 se transformó en un pretexto para cerrar espacios y atemorizar a la sociedad civil"

Horas antes de que una comisión de la policía política le notificara de la decisión del Gobierno de expulsarlo del país y de que tuviera que salir hacia Brasil, José Miguel Vivanco explicó los motivos que llevaron a Human Rights Watch a hacer un informe sobre el decenio bolivariano.

"De Venezuela todo el mundo tiene una opinión. Opiniones hay muchas y muy vehementes, pero lo difícil es conseguir hechos concretos. Nosotros quisimos hacer una fotografía lo más fidedigna posible de lo que está ocurriendo aquí para que el mundo la conozca", explicó el director para las Américas de la organización.

-El informe que presentó es muy duro. En él acusa al Gobierno de debilitar las instituciones democráticas y las garantías de derechos humanos para prolongarse en el poder. ¿No observaron nada positivo en estos 10 años?

-La Constitución es lo mejor que ha pasado en el gobierno de Chávez (...) El proceso de redacción de la Constitución fue bastante participativo y, aparte de algunos aspectos reprobables como la disposición sobre la información veraz, la Carta Magna es bastante avanzada en derechos humanos y diseña un sistema de gobierno democrático y alternativo. Sin embargo, después del golpe del 11 de abril la agenda cambió.

Felizmente el golpe fracasó, pero a partir de esa fecha el presidente Chávez empieza a abandonar selectivamente aquellos aspectos de la Constitución que le obligan a gobernar en un régimen democrático, con separación de poderes, con pesos y contrapesos; y empieza a diseñar una agenda caracterizada por la discriminación política y por el discurso de hostigamiento. El golpe se transforma en un pretexto, en una justificación para cerrar espacios y atemorizar a la sociedad civil. Quienes no están con él son golpistas.

-Pero eso no es nuevo. Ya en la campaña de 1998 el entonces candidato Chávez separó a los venezolanos entre patriotas (quienes estaban con él) y realistas (quienes lo adversaban).

-El problema es que en estos años no sólo hubo un cambio de discurso (discurso que se radicalizó), sino acciones concretas. En 2002 el Gobierno decidió hacerse con el Tribunal Supremo de Justicia y con el Poder Judicial, acabando con los atisbos de independencia que existían. La neutralización del TSJ ha sido absolutamente clave en el plan que se ha desarrollado hasta la fecha. Aquí hay un concepto: Las necesidades ideológicas y políticas del Gobierno están por encima de las instituciones democráticas. Las instituciones democráticas se respetan sólo si sirven al Gobierno.

-Pero el TSJ que se designó en el año 2000 fue tan cuestionado como el que se nombró en 2004, pues no se respetó el procedimiento establecido en la Constitución. Igual ocurrió con el nombramiento del fiscal, contralor y defensor. Para algunos esas instituciones fueron copadas con la entrada en vigencia de la Constitución.

-Una cosa es una designación y otra cambiar la estructura de una institución. Lo que hicieron en 2004 el presidente Chávez y sus partidarios fue rehacer el TSJ con mayoría simple. Aquí los 12 nuevos magistrados son todos simpatizantes del Presidente. No hay un ejemplo similar en América Latina, al menos en democracia. Es perfectamente válido que, de acuerdo con la representación electoral, salgan electos más magistrados de una tendencia que de otra, pero otra cosa es que sin una mayoría calificada se cambie la estructura de la institución.

-En el informe también se acusa al Gobierno de discriminar por razones políticas. ¿En algún otro país de la región se han encontrado con denuncias de trabajadores públicos que digan que fueron despedidos por no votar por el Presidente o por no marchar en su favor?

-Es normal que exista un debate público vigoroso y es normal que muchos de nuestros países estén, lamentablemente, polarizados, pero lo que no es habitual es que se discrimine y excluya a quienes se oponen al Gobierno, salvo en Colombia, donde el presidente (Álvaro) Uribe mantiene un grado de descalificación y agresión similar al de Chávez.

A pesar de representar extremos opuestos, Chávez y Uribe tienen una actitud similar de permanente agresión y distracción. Esa es la táctica. Los dos son maestros de la táctica de la distracción para sacarle el cuerpo a los problemas importantes.

-De acuerdo con las conclusiones del informe, ¿en Venezuela hay o no democracia?

-En Venezuela hay aún democracia. Es una democracia muy debilitada debido al ejercicio del poder del presidente Chávez, pero no hay que confundirse: Acá es perfectamente posible discrepar y los medios de comunicación pueden transmitir opiniones diferentes, pese a las limitaciones existentes.

-¿Cómo se puede corregir la situación actual?

-La herramienta final la tienen los venezolanos, felizmente acá hay elecciones periódicas y allí se pueden debatir estos temas (...) La comunidad regional tiene un papel mucho más relevante que cumplir y que no está cumpliendo, en especial la Organización de Estados Americanos (OEA), por eso hicimos este informe para que se conozca lo que está ocurriendo en Venezuela, pues el presidente Chávez presenta a Venezuela como un modelo que puede ser adoptado por la región. Hay todo un esfuerzo propagandístico para promover el modelo de Venezuela y hay algunos países que lo están tomando en serio.

Hicimos el informe porque queríamos mostrarle al mundo que Venezuela no es un modelo para nadie y que el déficit democrático no se ha reducido; por el contrario, se ha profundizado en los últimos años.

-¿Cree que esto se puede solucionar electoralmente?

-Obvio. La derrota electoral de Chávez en el último referendo (sobre la reforma constitucional) fue una excelente noticia, porque lo que proponía en materia de estado de emergencia era totalmente contrario al Derecho internacional y le permitía gobernar en estado permanente de emergencia (&) Las posibilidades de Venezuela de revertir este camino por la vía democrática son muchas.

-¿Por qué cree que la comunidad regional no ha jugado un papel más activo?

-Yo espero que el debate a nivel regional se pueda reconstituir una vez que cambie el Gobierno de Washington. Cuando Estados Unidos recupere la autoridad moral y la credibilidad perdida la comunidad internacional podría jugar un papel más activo.

El Universal
http://www.eluniversal.com/2008/09/21/pol_art_venezuela-no-es-mod_1057172.shtml