miércoles, 15 de julio de 2009

Quien mucho habla... Honduras responde




La campaña del presidente Chávez por la democracia en Honduras tiene encantada a la gente porque se hacen la ilusión de que pronto va a aplicar sus prédicas en nuestro país. El Presidente critica el mal trato que le dan a los periodistas en la tierra de Morazán. Esto hace suponer a los colegas que pronto el Gobierno del régimen bolivariano dejará de perseguir y de hostilizar a los medios venezolanos. En una palabra, que la democracia puede retornar a Venezuela, pues quien lo oye hablar imagina que Chávez es un apóstol de la libertad.

Esa es la otra cara del discurso, y el riesgo a que se expone quien no creyendo en lo que postula para los otros, lo niega en su propio país. Incluso, ha llegado a prometer que su amigo hondureño "Mel" no se lanzará a la reelección.

En verdad, las arremetidas del Presidente contra quienes depusieron a Manuel Zelaya, el intervencionismo de Chávez en Honduras, la entrega de petrodólares para que Zelaya entrara en el rebaño del ALBA, las amenazas de que el mandatario depuesto regresará por aire, tierra o mar, tienen desconcertados a muchos sectores que temen que, junto al perverso comandante Ortega de Nicaragua, desencadenen un conflicto en la región.

La vicepresidenta del Congreso hondureño lo expresó así: "Las palabra del presidente Chávez crean miedo y desconfianza en la población", expresó la señora Mary Elizabeth Flores. La parlamentaria declaró sobre la versión de que las papeletas que Zelaya pensaba utilizar para el referéndum ilegal, destinado a presionar la convocatoria de una asamblea constituyente, se imprimieron en Venezuela.

Sobre esto el Gobierno venezolano, tan respondón y hablachento, no ha dicho media palabra. No ha desmentido la versión, temiendo seguramente que Honduras tenga pruebas de semejante intervencionismo. La Fiscalía hondureña investiga el asunto y promete dar un informe en los próximos días. De resultar cierto, la conclusión sería obvia: Chávez conspiraba en Honduras para que Zelaya violara la Constitución y se hiciera reelegir.

No ha habido discurso o arenga de Chávez desde el 28 de junio, cuando el amigo del ALBA y del alma fue derrocado, en que no haya aludido a la crisis o no haya atracado ferozmente al Gobierno provisional y a las Fuerzas Armadas hondureñas, y las haya incitado a la rebelión militar.

La crisis desnudó el cinismo del discurso chavista, pues critica ferozmente a Estados Unidos por mantener por tantos años el embargo contra Cuba, que él llama "bloqueo", mientras el propio Chávez ordena bloquear a Honduras y le suspende los envíos de petróleo, como cualquier Reagan o cualquier George W. Bush. Entonces, ¿por qué criticar al imperio, si al actuar somos peores? Veamos esta reflexión: "Cada vez que Chávez habla para nosotros es ganancia. Que siga hablando Chávez es lo que más queremos", dijo Martha Alvarado, la vicecanciller hondureña. "Estamos pagando el precio que tenemos que pagar por cinco meses y no por diez años como los venezolanos".


Editorial/El Nacional



Trabajadores de empresas del aluminio se paralizaron este lunes


Este lunes los trabajadores y sindicatos de las empresas del aluminio se paralizaron en Ciudad Guayana en protesta por demandas laborales.
Manuel Díaz

Para Díaz, “están demostrando que han sido una administración deficiente, y por lo tanto los trabajadores y el pueblo de Guayana tiene que rechazarlo”

Manuel Díaz, presidente del sindicato de trabajadores profesionales de Venalum, dijo desde la Plaza Monumento de la CVG que “hoy comienza la hora cero en el sector aluminio, y de los presidentes de estas empresas”

“Estamos reclamando los pasivos que nos deben por ley y que la empresa ha querido desconocer hasta el momento, no puede ser posible que vendan aluminio y alumina y no hay flujo de caja”.

Por su parte, Leonardo Calderón, secretario de Finanzas del sindicato CVG Venalum, cuestionó que se les descuente de las prestaciones sociales y no se les sea retribuido. “Hoy tienen la desfachatez de violarnos las prestaciones, qué será en diciembre que cobramos nuestras utilidades, tampoco hay garantía”.

José Luis Morocoima, dirigente de Sutralumina, dijo que es la primera acción que realizan de manera unitaria tras 131 días de colapso de las empresas.


Unión Radio




Chavistas y opositores unidos contra ministro Rodolfo Sanz



Trabajadores exigen destitución de la plana mayor de la CVG

La acumulación de pasivos laborales y la crítica situación financiera de las empresas revivieron el conflicto


Los conflictos laborales volvieron ayer a Puerto Ordaz. Los trabajadores de las empresas del aluminio interrumpieron sus labores y marcharon hacia la sede principal de la Corporación Venezolana de Guayana, para reclamar por la crítica situación del sector y la acumulación de pasivos.

Los mayores cuestionamientos, que se hicieron durante la toma de la CVG en horas de la mañana, recayeron sobre Rodolfo Sanz, ministro de Industrias Básicas y presidente de la CVG. Fue señalado como principal responsable de la difícil coyuntura por la que atraviesan Bauxilum, Carbonorca, Venalum y Alcasa, de acuerdo con Manuel Díaz, secretario general del Sindicato de Profesionales de Venalum.

El detonante que causó la protesta fue el anuncio de que no serían cancelados ­en la segunda quincena de julio, como es tradicional­ los intereses de prestaciones sociales y el monto correspondiente a días adicionales de las 20.000 personas que laboran en el sector.

Además de reclamar estos pagos, los trabajadores solicitan la presentación del plan de recuperación de las empresas, cuyas finanzas se han visto gravemente afectadas por la caída del precio del metal.

También piden la remoción de la directiva ­y comenzar por Rodolfo Sanz­ pues la actual gerencia ha fracasado en su gestión. "Estos gerentes no saben cómo se bate el cobre en Guayana. Somos los trabajadores quienes tenemos la llave para recuperar estas empresas. En las acciones que vamos a tomar a partir de esta semana participarán, como un bloque homogéneo, trabajadores de todos los colores políticos".

Respaldo parlamentario. Ángel Marcano, presidente de la subcomisión de Industrias Básicas de la Asamblea Nacional, aseguró que son los trabajadores quienes tienen la potestad de exigir que estos ejecutivos sean destituidos. "Solicitamos la unión de todos, sin ningún tipo de interés político; como diputado hago un llamado al Gobierno Nacional para que respete el contrato colectivo de los trabajadores", aseveró.

Agregó que pese a la protesta, las plantas no serán paralizadas y pidió la intervención de los funcionarios de mayor jerarquía del Ejecutivo, para encontrar una solución definitiva a la crisis. "Estos gerentes le han hecho un daño tremendo a la región y a las empresas; no esperan que el Gobierno compagine un plan y han anunciado la venta de materia prima, están saboteando la gestión de Sanz y del Presidente. Creemos que el presidente Chávez debe pronunciarse", expresó el diputado oficialista.

el-nacional.com