domingo, 29 de noviembre de 2009

"El escándalo de las mafias enfrenta a los hermanos Chávez"


Entrevista Ismael García, diputado a la Asamblea Nacional


"La mayoría de la FAN es decente. Chávez debe explicar la relación del director de DIM con Fernández Barrueco"


Una vez más en el vórtice de la tormenta desatada por sus denuncias sobre los enfrentamientos entre los grupos económicos que se disputan el poder alrededor de Chávez, el diputado Ismael Garcia encuentra los antecedentes de este escándalo en los Juegos Nacionales de Cojedes, "cuando el gobernador de ese estado, Johnny Yánez Rangel, manejó grandes cantidades de dinero para la construcción de las obras deportivas, pero se demoró en el pago porque puso el dinero en colocaciones bancarias, en combinación con el comisionista Carlos Kauffmann y el entonces gobernador de Vargas, Rodríguez San Juan. Luego, vendría el caso del hermano de Jesse Chacón, Arné, "quien de propietario de una cooperativa de taxis pasa a convertirse en un potentado bancario. Por eso, Jesse, quien era un hombre muy cercano a Diosdado Cabello, se empieza a alejar de éste en la medida en que crece la fortuna de Arné". Finalmente aparece el nombre de José Vicente Rangel, "quien no sale del gobierno porque Chávez lo bota, sino por Diosdado Cabello, que le puso el ojo a un señor llamado Pedro Torres Ciliberto, testaferro de Rangel y ahora fuera del país". Según García la semana pasada dos de los bancos de Torres Ciliberto (Central Banco Universal y Baninvest) estuvieron fuera de la Cámara de Compensación y explica que "este señor (Torres Ciliberto) decide escabullirse al entregarse Fernández Barrueco porque cuando Rangel deja el Gobierno busca un acercamiento con aquél, de quien se hace socio en muchos negocios en intento de JVR de recuperar espacios perdidos".

-Pero el Gobierno actúa y ahora Fernández está preso.

-Hay muchas cosas que no damos a conocer todavía porque la estamos procesando. Nosotros llevamos once meses en la investigación y hemos sido cautos por responsables. Sólo que nos hemos visto en la obligación de desenmascarar a Chávez, quien cuando salen a relucir casos de incompetencia o de corrupción pasa a la ofensiva como si no tuviera nada que ver con eso. Cuando él dice que por "ahí hay unos ricachones que no se sabe de dónde sacaron tanto dinero" está mintiendo, porque lo sabe perfectamente y conoce a Ricardo Fernández.

-El hecho de conocerlo no significa, necesariamente, que esté involucrado en delitos de corrupción.

-Hace apenas siete años Ricardo Fernández era arrendatario de un gimnasio y el estacionamiento del hotel Caracas Hilton. Ahora sus propiedades se pierden de vista. Tiene barcos, algunos de los cuales fueron confiscados por el Ministerio de Agricultura. Posee cargueros de gasoil y atuneros en una empresa llamada Fextun, en la cual es el testaferro de Adán Chávez. Es dueño de la más grande hacienda ganadera de Barinas y del Llano venezolano.

-Pero las imputaciones provienen de las operaciones bancarias.

-El Banco Confederado era veinte veces más pequeño que el Canarias y con ese banquito se compraron al Canarias gracias a fondos y colocaciones que hacía, entre otros, Rafael Isea desde Banfoandes. Luego se presentaban ante los banqueros y los chantajeaban con el apoyo del director nacional de la DIM, quien es hombre de Ricardo Fernández. Esa es la razón por la que éste no está preso en la DIM, sino en la Disip, controlada por Diosdado Cabello. Allí aparece también un señor llamado Pedro Luis Martí, señalado en las investigaciones sobre la muerte de Danilo Anderson.

-¿Por qué esta pugna entre grupos económicos del Gobierno trascendió a la opinión pública?

-Como jefe de uno de los grupos mafiosos del Gobierno, Diosdado Cabello no quiere perder terreno y una de las cosas que hace explotar el asunto es el caso de la compra de Digitel, abortada por Cabello. Chávez dice que no conoce a Fernández, quien es el único proveedor de Mercal, con negocios en Cuba y Panamá. Pero es absolutamente imposible que el Presidente no sepa quién es porque, además, en sus aviones viaja la familia Chávez y altos dirigentes del Gobierno. Así que el Presidente no está luchando contra la corrupción sino contra una de las mafias que actúan desde el Gobierno, mientras deja tranquilas a las otras.

-También denunciaste a Rafael Isea, gobernador de Aragua, como otro de los protagonistas de estas operaciones.

-Siendo ministro de Finanzas, Rafael Isea empleó como asesor de su despacho al señor Maurice Beracha, quien era , a su vez, asesor de Lehman Brothers, para las colocaciones con la banca nacional. Esos señores compraron papeles a Belarús, Argentina, Ecuador y Bolivia. Papeles sin ningún valor en el mercado secundario internacional, es decir, papeles basura. Sin embargo, con la asesoría de Beracha se realizan operaciones entre siete mil y diez mil millones de dólares, además de las colocaciones de los bonos de Pdvsa. Se los traen a Venezuela, los compran a un valor del sesenta por ciento, los convierten en notas estructuradas con bonos de Pdvsa y hacen paquetes de 130 millones de dólares que colocan de manera compulsiva en la banca nacional, mientras Maurice los coloca en el mercado secundario internacional. Así se lavan los bonos en Venezuela y afuera los venden como venezolanos cuando no lo son. Aquí los venden a dos quince, pero afuera se quedan con la diferencia para apropiarse de inmensas cantidades de dinero.

-¿Actúa Isea por cuenta propia?

-Isea es hombre de Diosdado Cabello. A él lo conocí con una mano por detrás y otra por delante y ahora es el único gobernador, en toda la historia de Aragua, que vive en Cantarrana, frente al Country Club y por eso no sabía qué decir cuando Chávez le preguntó su opinión sobre el golf. Yo denuncié esa situación y por eso el señor Beracha dijo ante la comunidad judía, en la cual no encontró ningún tipo de apoyo, que yo "sería muy bueno con los micrófonos, pero que los micrófonos no paraban balas". Todo esto lo llevé a la Fiscalía y estamos esperando que se haga justicia y se inicie una investigación seria, que hasta ahora no se ha producido.

-El problema es que escándalos como ese no generan ningún tipo de reacción en la población.

-Yo sé que esta situación ha provocado una profunda crisis en el alto Gobierno y está pendiente una explicación al país por la forma como estas mafias han convertido sus operaciones en un gran casino, donde juegan con las fichas de todos nosotros. Aquí ha habido un holocausto financiero y mientras unos pocos se enriquecen, la gente se muere de hambre, de mengua en los hospitales o por la violencia del hampa.

-¿Por qué Chávez sacrifica al testaferro de su hermano y no a los de Diosdado o de Jesse?

-Hay respuestas que no te puedo dar y que le corresponden a Chávez. Pero sí te puedo decir que ha habido serias desavenencias y contradicciones entre ellos y en el propio gobierno. Ahora están en la fase de reclamar por qué me castigan a mí y no al otro. Pero el caso es tan grave que decidieron ordenar una investigación a la Comisión de Finanzas.

-Cuando hablas de desavenencias, ¿te refieres a una enfrentamiento entre los hermanos Chávez?

-La información que uno tiene es que eso está efectivamente corriendo, como también otros asuntos de suma gravedad. Yo creo que la mayoría de la Fuerza Armada es gente decente e igualmente creo que el Presidente debería haber explicado la relación entre el actual director de la DIM, el señor Fernández y su entorno.

-¿Hay malestar en el estamento militar?

-No lo sé. Digo que la mayoría de los integrantes de la FAN son hombres y mujeres decentes. Pero el Gobierno debe explicarle al país lo que está ocurriendo por el bien y el sostenimiento de la institucionalidad democrática en el país. Nosotros hemos hecho la denuncia e iremos también a la OEA porque hay una violación de derechos humanos cuando la corrupción se convierte en causa de la crisis general que vive el país. Ahora, nosotros seguiremos haciendo las denuncias porque luego de ir a la Fiscalía comenzamos a recibir información adicional que seguimos procesando.

-¿Cómo va influir este escándalo en las elecciones parlamentarias?

-No sólo va a influir en las elecciones del próximo año, sino que en las próximas horas el Gobierno debe pronunciarse sobre el caso. Chávez no fue a Manaos porque no quisiera encontrarse con Uribe, sino porque hay en el país problemas de tan urgente solución que demandan su presencia y el de las mafias en su gobierno es uno de ellos.

rgiusti@eluniversal.com

Roberto Giusti EL UNIVERSAL